domingo, 4 de marzo de 2012

El más bello libro inacabado.

Un mano a mano, sin ataduras, de Lucía Domínguez y Juan Calle.


... O de cuando los duendes neuróticos no terminan de concebir suficientes lujos y lo conciben, cuando menos lo esperan, ante una página en blanco. Osease, Lucía, todo un deleite compartírteme, o compartírmete,... TE, en definitiva.


Beso(SSS), de los de ... Uffff!!!!



El más bello libro inacabado

Versos que vuelan libres
por las páginas en blanco
de tu biografía
y llegan como
álgidas caricias
que siegan el aliento
con su calor alípede
música que resuena,
rielando horquillas argentinas
sobre este corazón,
ahora gozoso,
celebrando puntos
sobre insignes íes
suspensivas
que puntualizan
los ecos del ego
en caricias puntuales
pasada la página
que el marcador delataba
al ocaso de una mocedad.
Sin ablación de palabras tardías,
sin afasias,
inventando un nuevo lenguaje
de sílabas menguantes,
íes y puntos,
sin meandros ni circunloquios.
Lenguaje que se mete en la piel
y camina dentro de ella
por las venas de las palabras;
sístoles de vocales
y diástoles en consonancia
a lomos de un libro.
Un libro que reclama
caricias sin aliento
ni faltas de ortografía.

6 comentarios:

  1. qué bonito!! mis felicitaciones a los dos!!
    me quedo con ese final "Un libro que reclama
    caricias sin aliento ni faltas de ortografía"

    Un beso!1

    ResponderEliminar
  2. ¡Laura, un besazo, muchas gracias! Te aseguro que una tarde escribiendo con Lucía es una semana completa.

    Lucía, tú má(SSSS), un gozo compartir contigo.

    Fran, un lujazo tenerte por aquí, muchas gracias. Un fuerte abrazo.

    Juan Calle.

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué precioso poema, me ha encantado Juan!!!! Enhorabuena a los dos, ha sido una gozada leeros. Socio, te mando un abrazo gigantesco y a ti Lucía, un beso.

    María Guinea.

    ResponderEliminar